Senorear

Todos sabemos que el ser humano perdió el derecho de señorear cuando obedeció a una voz distinta de la de Dios y entregó el derecho que poseía a Satanás.
A partir de ese momento el diablo se apropió de lo que no era suyo y mantuvo a la raza humana bajo yugo de esclavitud por siglos.
Dios restauró devolvió el derecho perdido de gobernar, de señorear, a través de la obra de Cristo.
¡Es tiempo de que la Iglesia señoreé sobre la tierra!

Related Videos


Today's Devotional

Fit for a King
How often do you consider the way your decisions are approved by God?

read more

Let's Make ItFacebook official!